El Bed & Breakfast “Cusco View Point”, está convenientemente ubicado en la calle Pasñapakana, a un costado de la Plazoleta y de la Iglesia de San Blas, en el barrio de los artesanos, en el centro histórico de Cuzco, a sólo cuatro cuadras de la Plaza de Armas.

A poca distancia a pie de las principales atracciones de Cusco, museos, tiendas, restaurantes y entretenimiento, nuestro Bed & Breakfast es el lugar ideal en el Cuzco por sus visitas y viajes de descubrimiento de la ciudad, el Valle Sagrado y Machu Picchu.

El hotel B&B cusco view point  es de aproximadamente 15 minutos en coche desde el aeropuerto del Cusco y la terminal principal de autobuses.

Cómo llegar al hotel B&B “Cusco view point”?

  • En coche: Indicar al conductor del taxi Plazoleta San Blas, una vez allí gire a la derecha en el callejón “Calle Plazoleta” después de la iglesia de San Blas. Arriba de las escaleras, a la izquierda, hasta la calle Pasñapakana y subir a la mitad de las gradas, estamos a la altura del mirador de san Blas.
  • A pie: Desde la Plaza de Armas, tomar “Calle Triunfo” y seguir caminando en línea recta por 3 cuadras hasta el callejón “Calle Plazoleta”. Arriba de las escaleras, a la izquierda, hasta la “Calle Pasñapakana” y subir a la mitad de las gradas, estamos a la altura del mirador de San Blas.

EL BARRIO DE SAN BLAS, EL CORAZÓN DEL CENTRO HISTÓRICO DE CUSCO

Con sus calles angostas, apacibles y atrapadas en el tiempo, San Blas, conocido como el barrio de los artesanos es uno de los lugares preferidos por los turistas.

El barrio de San Blas, antiguamente conocido como el barrio de los artesanos, es ahora el corazón del Centro Histórico del Cusco, que aún mantiene su estado antiguo y sus callecitas estrechas están ansiosas de contarnos los innumerables secretos de la Ciudad Imperial.

 

La plaza del antiguo barrio sambleño guarda una gran belleza y hoy se muestra como una imagen surreal, que deja entrever las múltiples razas y culturas que se rinden ante su encanto.

 

A unas cuantas cuadras de la Plaza de Armas de Cusco se encuentra San Blas, antigua cuna de artesanos populares reconocidos como los Mendívil, además, otras familias de artesanos de San Blas, de igual prestigio, entre ellos los Olave y los Mérida; les siguen los talleres de Aguayo, Aguilar, Alvarez, Segovia, Saloma y Gutiérrez, entre otros.

 

Pero con el paso de los años, algunas cosas han cambiado, adentrándonos por entre las calles estrechas y retorcidas, podemos develar algunas características recientemente adquiridas por este barrio tradicional.

En la actualidad existen alojamientos familiares que se ofrece a los turistas y les permite compartir la conocida hospitalidad y amistad andina, así como sus costumbres y comidas.

San Blas arde de noche, dicen algunos turistas que han caído rendidos ante los misterios de las calles de piedra y claro está ante los pequeños bares donde se puede disfrutar de buena música y embriagarse con la compañía de gente de que viene a la mítica ciudad del Cusco desde todas partes del mundo.

Darse un paseo por San Blas es una experiencia distinta, de día tan tranquilo y apacible, y de noche toda una fiesta de color, que al ritmo de los cantos de los Apus (Dioses Incas) nos deslumbra y envuelve.

Todo aquel que visite el Cusco, debe adentrarse en el corazón de centro histórico, San Blas es un paraíso hecho de piedra y casas coloniales atrapadas en el tiempo.